El Piojo López marcó los errores que cometió Bielsa en el Mundial 2002 y recordó el día que lo confundieron con Kevin Johansen

Claudio López fue uno de los delanteros que más cerca estuvo de conseguir un título en la Selección durante los años de sequía. Su participación en los mundiales de 1998 y 2002 generaron muchas expectativas en un equipo que no logró el objetivo a pesar de la capacidad individual y colectiva de sus intérpretes. “Bielsa tuvo sus errores, como lo han tenido todos. Yo no soy de quedarme con un solo entrenador, sino que trato de sacar lo mejor de cada uno y aprender sobre eso”, dijo el ex jugador de Racing.

En diálogo con Fox Sports, el Piojo advirtió que el Loco falló en un momento clave antes del inicio del torneo que se disputó en Corea y Japón. “Tuvo un sistema de juego muy efectivo y convenció a un montón de jugadores que estaban en un nivel altísimo en Europa”, reconoció el cordobés, pero también señaló que la preparación no fue la ideal: “Llegamos muy tocados. Cuando estábamos en Roma tuvimos un entrenamiento muy intenso. Fueron cosas que se pudieron evitar y hacerlas de otra manera. Estábamos cargados y muchos jugadores estábamos débil físicamente. La lesión del Pelado (Almeyda), Caniggia y el Ratón (Ayala) fueron algunos ejemplos. Lo hablábamos con el Profe Bonini, porque teníamos un nexo extraordinario con él. Marcelo (Bielsa), en cambio, en el uno a uno era más distante”.

Por su parte, con relación a la experiencia vivida en Francia, el ex atacante de la Academia aseguró que “fueron momentos diferentes”. “No fue el mismo Passarella de la Selección, que el que estaba en River. No es comparable. Incluso hay que ver el cuerpo técnico que tenía en un lado y en otro”, enfatizó.

“El grupo estaba bien. Al principio hubo un recambio generacional, porque nosotros veníamos del Preolímpico Daniel comenzó a alternar entre los más experimentados y los que íbamos a ir a Atlanta”.

Finalmente, el Piojo López también recordó una divertida anécdota en un aeropuerto cuando lo confundieron con el músico Kevin Johansen. “En un vuelo de Panamá a Córdoba me vio una señora y me dijo que había estado en mi recital de Río Cuarto”.

Estuve ahí y fue espectacular— le dijo la supuesta admiradora.

¡Muchas gracias! Qué bueno que lo pudo disfrutar— le respondió el futbolista sin emitir ninguna carcajada.

Cuando se retiró la pasajera, la esposa del delantero le incriminó su actitud.

¿Cómo le vas a decir eso?— le preguntó asombrada su pareja.

Es que no le podía cortar la ilusión— cortar la ilusión.

Entre 1996 2002 el Piojo López representó al país en varias competiciones internacionales, como los mundiales de 1998 y 2002, los Juegos Olímpicos de Atlanta ‘96 y dos ediciones de la Copa América. Tras su debut en Racing, emigró a Europa donde forjó una notable trayectoria al vestir las camisetas del Valencia y Lazio, antes de continuar por el América de México y la Major League Soccer.

Fuente: Infobae

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *