Riotercerenses “Gloriosos”

Un 8 de agosto, pero de hace 102 años, nació en Córdoba uno de los clubes más populares de la provincia, que además, es muy reconocido a nivel nacional: Instituto Atlético Central Córdoba.

A lo largo de su historia, la “Capital Nacional del Deportista”, como no podía ser de otro manera, aportó su granito de arena, gracias a todos los jugadores que pasaron por las diferentes disciplinas de la institución de Alta Córdoba.

A continuación, un repaso de los futbolistas riotercerenses que vistieron la camiseta albirroja:

  • En 1933, Esteban “Cucharita” Ravetti, un riotercerense por adopción, llegó a “La Gloria”, como uno de los mejores punteros izquierdos de aquellas épocas. Allí, se ganó el corazón de los hinchas albirrojos y permanció hasta el 1938, que regresó al Club Sportivo 9 de Julio.
Carta que el presidente de Instituto le envió a Esteban Ravetti en 1938
  • A mediados de los 60′ llegó a Instituto, Juan Biletta, un volante central proveniente de Club Sportivo 9 de Julio, que permaneció cuatro años en La “Gloria” participando de 2 torneos Nacionales. En 2009, se inauguró la filial de Instituto en Río Tercero y fue bautizada con su nombre.
Juan Biletta con la camiseta albirroja (Foto gentileza de Patricio Biletta)
  • En el año 1967, un joven volante llamado Juan José Moyano, pasó del equipo “Patriota” a la institución de Alta Córdoba. Jugó 114 partidos, marcó nueves goles y consiguió el campeonato cordobés en el año 1972, lo que le permitió disputar el nacional de 1973, donde compartió plantel con grande figuras cómo Mario Kempes, Osvaldo “Pitón” Ardiles, Alberto Beltrán y José Luis Saldaño.
Juan José Moyano
  • En el año 1974, Hugo Cracco dejó Atlético Río Tercero y llegó a la Institución de Alta Córdoba, dónde estuvo hasta 1978. Allí, el volante central llegó a compartir equipo con el “Pitón” Ardiles, campeón del mundo con Argentina, en el mismo año que Cracco finalizó su paso por la “Gloria”
  • En 1975, Miguel Ángel “Charo” Rodriguez, dio el salto hacia Instituto, luego de haber jugado en Atlético Río Tercero. Rápidamente, el central, se transformó en un “caudillo” del elenco albirrojo. Estuvo hasta 1986 (A excepción de 1982, cuando estuvo en Chacarita), y fue capitán durante siete temporadas.
Un equipo de Instituto Atlético Central Córdoba de 1982 con dos riotercerenses titulares Parados de der. a izq. Miguel Rodriguez (primero), Mario Rivero (quinto)
  • En 1982, el defensor José Omar “Pollo” Beccerica, uno de los grande ídolos del fútbol riotercerense, llegó a préstamo a Instituto por un año, procedente de Belgrano de Córdoba. En su estadía en Alta Córdoba, disputó 52 partidos oficiales y anotó un gol.
  • En 1982, otro que llegó a La “Gloria” fue el volante Mario Edgardo Rivero. Debutó en Primera frente a Independiente y jugó un total de 18 encuentros anotando un gol.
  • En 1989, el delantero José Gustavo Coronel desembarcó en Alta Córdoba, donde permaneció hasta el año 1991. Jugó 15 partidos en Insituto y convirtió dos goles, uno de ellos recordado porque fue de mitad de cancha, nada más y nada menos que ante Ángel David Comizzo.

Actualmente, en las inferiores de Instituto hay varios riotercerenses que quieren llegar a Primera y dejar su marca en el Club. Matías Giorgini y Santino Margaritini (7ma de AFA), Lautaro Romano (5ta de AFA) y Francisco Musso (4ta de AFA y ya fue al banco con la primera), son los juveniles oriundos de Río Tercero, que militan en las inferiores gloriosas. Además, Catalina Primo, tuvo un paso fugaz de seis meses vistiendo camiseta de Instituto, en las las formativas del club, hasta 2016, que pasó a Racing.

Francisco Musso

También hubo basquetbolistas de Río Tercero que jugaron en La Gloria:

  • Miguel Gerlero se fue en 1972 a Córdoba Capital a estudiar medicina y al mismo tiempo comenzó su etapa en Instituto, gracias a su padre. Estuvo hasta el 1981 en Alta Córdoba, dónde se transformó en un ídolo del club, y se consagró campeón del certamen ACBB a finales de los 70′.
  • En 1987, Carlos “Caco” Colla, quién jugaba en el Club Barrio Fábrica (Hoy Casino) debió incorporarse al Servicio Militar Obligatorio en la capital cordobesa. Ese mismo año, se unió a las filas de Instituto dónde jugó la temporada 87/88, y luego volvió a su ciudad para jugar en 9 de Julio.
  • Pablo Aimetta vistió la camiseta albirroja desde el año 1994 hasta el 1999. El ayuda base, disputó la LIga Nacional B, y participó del TNA en su estadía en el conjunto cordobés.
  • Joaquín Baeza llegó a Instituto en 2015, proveniente de Atlético de Rosario del Tala y permaneció una temporada en Alta Córdoba, disputando la Liga Nacional.
  • José Gerlero, hijo de Miguel, dejó el Club Sportivo 9 de Julio en 2015, para incorporarse a la cantera de Instituto de Córdoba. Jugó en la Liga de Desarrollo, subió a primera y llegó a compartir plantel con su hermano Miguelito.
  • Miguelito Gerlero, hermano de José, llegó a Instituto en la temporada 2015-2016, luego de un paso por San Martín de Corrientes y permaneció en el club hasta 2018, que se fue a Comunicaciones de Corrientes. Jugó dos temporadas con la casaca albirroja y fue subcampeón del Súper 20 en el 2017.
Los Gerlo, una familia bien gloriosa. de der. a izq. José, Miguelito, y en la punta Miguel Padre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *